Las ventajas de los implantes de carga inmediata.

Todo lo que debes saber sobre aplicaciones, técnicas y riesgos.

Escrito por: DR. JOSÉ MANUEL TORRES FERNÁNDEZ

Publicado: 10/02/2023 | Actualizado: 01/03/2023

Editado por: LEO SANTOS

Los implantes de carga inmediata son aquellos implantes dentales de titanio que sustituyen la raíz del diente, y a su vez, en el mismo día, se coloca una prótesis provisional.

Esta prótesis se cambia por una definitiva (normalmente de zirconio) cuando han transcurrido entre tres y seis meses desde la colocación de los implantes.

¿Qué ventajas tienen frente a implantes tradicionales?

La ventaja más importante para el paciente con la colocación de un implante de carga inmediata es la posibilidad de llevar desde el primer día una prótesis fija sin que sea necesario portar prótesis removibles que suelen ser molestas y poco estéticas.

Así, el paciente recupera la funcionalidad de sus dientes, especialmente de la masticación, además de mejorar su fonación. Asimismo, favorece la adaptación de los tejidos blandos (encía) a la prótesis e implantes.

 

La técnica ALL-ON-4™

Según el paciente se recomienda la carga inmediata para reponer toda la dentadura con dientes fijos en solo un día. La técnica más frecuentemente para ello es la denominada All on Four:

La técnica ALL-ON-4™ permite colocar sobre 4 implantes la arcada dental completa, de forma fija, sin injertos de hueso, en un solo día y con mayor tasa de éxito que otros procedimientos consiguiendo unos resultados sorprendentes con mínimas molestias para el paciente.

 

¿Cómo se colocan los implantes de carga inmediata?

Los implantes se colocan en la zona maxilar o bien mandibular (dependiendo si es superior o bien inferior), o ambos a la vez. 

La colocación de este tipo de implantes dentales proporciona una angulación totalmente atípica frente otras técnicas de cirugía común.

El principal objetivo de angular los implantes están en aprovechar de la mejor manera el hueso que tiene el paciente sin necesidad de hacer regeneraciones o tratamientos más complejos.

Una vez colocados los implantes, en el mismo día de la cirugía, se coloca una prótesis fija transitoria que llevará el paciente de 3 a 4 meses hasta que se elabore la prótesis definitiva.

Con esta técnica evitamos el gran inconveniente: que el paciente tenga que ir con prótesis de removible.

 

El principal objetivo de angular los implantes están en aprovechar de la mejor manera el hueso que tiene el paciente sin necesidad de hacer regeneraciones o tratamientos más complejos.

¿En qué casos no sería posible el uso de estos implantes?

Prácticamente la totalidad de nuestros pacientes son candidatos a estos implantes. De hecho, con la técnica All on Four, rehabilitamos casos que se dan por perdidos para la colocación de implantes.

 

De todos modos, el diagnóstico con el TAC 3D y el escaneado bucal digital 3D nos confirmará el tratamiento.

¿Existen riesgos?

Los mismos que con cualquier otra técnica. Por ello esperamos de 3 a 4 meses para la integración de los implantes. Si algún implante no se integrara, se cambiaria por otro de forma sencilla y eficaz.

¿Qué tipo de paciente es el adecuado para este tipo de implante?

Este tipo de implantes se recomiendan a aquellos pacientes que sufren la pérdida de una, varias o todas las piezas dentales o si padecen un deterioro importante de las mismas.

 Además, el paciente debe cumplir con unos requisitos para poder someterse al procedimiento.

 Entre ellos, contar con una cantidad y calidad de hueso adecuadas, someterse a un buen mantenimiento periodontal y cumplir también con un buen estado gingival y periodontal de los dientes adyacentes.

Para ello disponemos de sistema de diagnóstico en 3D que nos permiten realizar una valoración eficaz y previsible.

 

Anestesia

La anestesia local es la más habitual, pero hay pacientes que desean para su mayor confort una sedación consciente para ello contamos con un equipo experto de anestesiólogos, el cual, por medio de una vía pequeña en la mano, introducirá varios medicamentos que inducen al paciente a un estado somnoliento.

La sedación es necesaria para que el paciente no pase por los tan temidos nervios de la cirugía, con el objetivo de que sea lo más ameno posible para él, guardando así un recuerdo agradable de todo y evitando el estrés y tensión.

La sedación provoca un estado de amnesia que no deja recuerdo alguno de la cirugía.

ODONTOLOGÍA Y ESTOMATOLOGÍA EN MÁLAGA